Publicidad

Evita malas posturas

Por: Luz Carmen Meraz

Fuente: Agencias

Evita malas posturas

Foto: Thinkstock/GettyImages

Toso olvidamos cuidar nuestra postura corporal pero puede traer complicaciones

Temas Relacionados

Salud, Equilibrio, Postura corporal

Síguenos también en: Twitter Esmas_Salud Twitter Luz Meraz Facebook Esmas Salud

Fatiga, alteración de la curvatura de la columna, tendinitis, cefaleas, cervicalgias, lumbalgias, dolores de origen ligamentario u otros problemas músculo-esqueléticos, son algunos de los desórdenes causados por las malas posturas y de los que la persona no es conciente hasta que la patología se encuentra en un estado muy avanzado. Para evitar estos males, mejor, sigue las siguientes recomendaciones.

Al dormir

Los fisioterapeutas recomiendan dormir de lado, dado que en esta posición la columna vertebral se encuentra en la horizontal y reparte mejor las tensiones.  Usa una almohada que permita tener las cervicales alineadas con el resto de la columna, tanto si estás boca arriba, como si estás de lado. Si vas a leer o ver la tele antes, colócate un cojín entre las rodillas para mantenerlas semiflexionadas.

Frente a la computadora

Siéntate correctamente y con la espalda recta, sin tensar el cuello, con la parte superior de la pantalla a la altura de los ojos, los brazos doblados en ángulo recto y con una almohadilla que permita reposar la muñeca. Cruza las piernas o los pies lo menos posible para evitar posibles lumbalgias y adormecimientos de los miembros.  Para ello, según los fisioterapeutas, se debe utilizar un asiento con un tamaño que nos permita sentarnos con la zona glútea al fondo de la banqueta y apoyar los pies en el suelo e incluso usar reposapiés que eleven las rodillas y relajar la zona lumbar.

Con tus dispositivos móviles

Utiliza teclados inalámbricos que permitan situar la pantalla de las computadoras portátiles a la altura de los ojos y mantener la espalda recta y la cabeza erguida, y usar una mochila para su transporte, evitando los maletines.  Para las tablets es preferible utilizar soportes de sujeción si se usan para leer, teclado portátil para escribir, y evitar las posturas incorrectas durante el juego.

Con los celulares

En cuanto a los teléfonos móviles es recomendable no sujetarlos con el hombro mientras se habla, y utilizar auriculares si se tienen que manipular otros objetos o escribir al mismo tiempo. Escribir de forma prolongada a través de las pantallas táctiles requiere un sobresfuerzo tanto en la zona cervical como en el pulgar.

En al auto

Verifica la altura y distancia del asiento del automóvil, de manera que los pies puedan pisar a fondo los pedales del embrague, freno y acelerador, sin necesidad de inclinar o desplazar el cuerpo hacia delante; y adaptar el respaldo de manera que  la inclinación del conductor sea lo más perpendicular posible y mantenga una distancia de por lo menos 25 centímetros respecto del volante.

Si viajas con niños

Instala en el asiento trasero central del coche (el más seguro) un sistema de sujeción específico para el niño, adaptado a su peso y edad.  Si se viaja sólo con el menor, y se decide instalar la silla o las sujeciones en el asiento delantero del copiloto, es muy importante desactivar el airbag delantero para evitar el riesgo de asfixia del menor si éste se activa, y eliminar holguras en el arnés y  la sillita, para evitar que el niño se golpee con ella en caso de impacto. Los menores de 4 años deben viajar sentados en sentido contrario a la marcha, para evitar movimientos bruscos del cuello y el tórax en caso de choque frontal, y  los mayores de 4 años, es aconsejable que utilicen un cojín elevador con cinturón de tres puntos, situando su banda inferior sobre los huesos superiores de la pelvis, y nunca sobre las zonas blandas del abdomen.

En tus actividades diarias

Para realizar las tareas de la vida cotidiana sin que ello provoque un problema de salud, evita posiciones mantenidas durante tiempo prolongado (como estar de pie, tener la cabeza girada, etc.), las corrientes de aire frío y sentarse en sofás y asientos bajos (en la medida que sea posible). Si permaneces sentado, la espalda debe reposar en el respaldo de la silla por completo. Camina diariamente alrededor de una hora, a ritmo tranquilo y sin cargas, descansando cuando sea necesario.

Durante las compras

No utilices las bolsas de tela, poliéster o lona, que están preparadas para soportar entre 10 y 12 kilogramos de peso, una carga excesiva para cada brazo  ya que lo recomendable es un máximo de cinco kilos por brazo. Es mejor para la espalda cargar tres objetos de peso similar en cada mano, que llevar seis en una misma bolsa, cargada con un solo brazo. Cuando el total de la compra supere los 10 kilos, usa un carro diseñado, preferiblemente, para poder ser empujado con las dos manos (en lugar de para "tirar" de él).

¿Te sabes otro tip?

Comentarios

IR ARRIBA