Publicidad

¿Por qué los anillos de compromiso llevan un diamante?

Por: Montserrat Arcos

Fuente: Agencias

¿Por qué los anillos de compromiso llevan un diamante?

Foto: Thinkstock/GettyImages

Conoce la historia detrás de la tradición de pedir matrimonio con esta piedra preciosa

Temas Relacionados

Accesorios, Aparador, Amor Mujer

'Los diamantes son los mejores amigos de las mujeres', decía Marylin Monroe en una canción que llevaba el mismo título. Aunque esta frase y muchas otras les han creado mala fama haciéndolos ver como piedras preciosas frívolas, la realidad es que son mucho más románticas de lo que parecen.

El origen de la palabra

El origen de la palabra 'diamante' deriva de adamantio (que significa 'duro como el acero'); ésta a su vez viene del griego adámastos, que es un material ficticio mencionado en la mitología griega (Cronos, por ejemplo, utilizó este material para cortarle los genitales a Urano) como un material inflexible, duro, indestructible. Así pues, si lo vemos desde este ángulo, los diamantes en un anillo de compromiso simbolizan la fuerza y la unión inquebrantable entre dos personas. Además es un hecho que ningún diamante es igual a otro, igual que ocurre con cada historia de amor. ¿Verdad que sí es romántico?

¿Cómo surgió la idea?

A pesar de que a ciencia cierta no se sabe cuándo ni quién comenzó formalmente esta tradición, algunos historiadores lo atribuyen a la época del antiguo Egipto en el que los esposos intercambiaban anillos que se colocaban en el dedo anular, el cual se pensaba que estaba la 'vena del amor' (vena amoris), misma que conectaba hacia el corazón.

Más tarde, en 1477, Maximiliano de Austria retomó esta idea y le obsequió uno a su prometida María de Borgoña, a partir de entonces volvió a florecer esta tradición, principalmente entre la clase noble de la época.

No obstante el anillo típico que se otorgaba en aquellos tiempos era opaco, no reflejaba luz, estética, ni belleza; era únicamente el símbolo de unión entre dos personas que compartían sus vidas.

Y así nos habríamos quedado, con un anillo lleno de significado pero sin belleza y elegancia, pero entonces en 1886 alguien tuvo la idea de reinventar este símbolo del matrimonio y que aquella ocurrencia fuera tan exitosa que permaneciera como tradición hasta la fecha. El nombre de la persona a la que tienen que agradecer los novios (hombres) por haber hecho mucho más caros los anillos de compromiso es Charles Lewis Tiffany, uno de los fundadores de la marca de joyas más famosa del mundo. Este joyero estadounidense revolucionó esta pieza al incluir un diamante por encima de la cinta de oro mediante seis puntas, lo cual permitió que una mayor cantidad de luz la traspasara y la dejara brillar como nunca antes.

El anillo hoy en día

Actualmente la tradición del anillo de compromiso sigue vigente en prácticamente todo el mundo. Respecto a dónde debe colocarse, algunos países lo hacen en la mano izquierda, otros en la derecha, pero en todos los lugares simbolizan lo mismo. Un anillo con cinta de oro y diamantes está por demás decir que es carísimo, pero la buena noticia es que ya hay más opciones con cintas de titanio y otras piedras preciosas que además de hermosas, son mucho más accesibles.

¿Ya conocías la historia del diamante en el anillo de compromiso?

Comentarios

IR ARRIBA