Publicidad

Qué hacer en la primera cita con un hombre

Por: Montserrat Arcos Romo

Fuente: Televisa.com

Qué hacer en la primera cita con un hombre

Foto: GETTY IMAGES

De qué hablar, a dónde ir y otros consejos para que esa primera cita con el hombre de tus sueños sea inolvidable, en el buen sentido

Temas Relacionados

Amor Mujer

¿Te invitó a salir? Inmediatamente después de ese instante de felicidad, empiezan a correr un torrente de ideas referentes a qué hacer, qué no hacer, de qué hablar, a dónde ir, etc. Obviamente nos ponemos nerviosas porque queremos proyectar la mejor imagen posible ante nuestra nueva conquista.

Para que todo salga increíble, te preparamos una breve guía sobre qué hacer en la primera cita con un hombre y qué no hacer también:

1. Relájate

A ver, si te invitó a salir debes estar segura de algo: le gustas. A partir de eso, ya vas de gane porque ¿apoco no somos condescendientes con alguien que nos gusta? Si es necesario, haz respiraciones antes de que él llegue. Recuerda: tienes todo para ganar y si estás relajada, vas a disfrutar más la cita y de eso se trata, ¿no?

2. Seguridad ante todo

Antes de salir con él hazte un cocowash repitiéndote constantemente que eres un partidazo y que cualquier hombre moriría por salir contigo. Sí, suena muy vanidoso y si te lo dices, no lo vas a creer, pero se trata de "entrar en personaje", es decir, si no te lo crees, ¡actúalo! Piensa, ¿cómo actuaría Beyoncé, Angelina Jolie o alguna otra famosa que admires y que tiene mucha actitud? Bueno, pues entra en ese papel y actúa segura, pero siempre linda y amable.

via GIPHY

3. Sé tú misma

Ok, una vez que ya superaste esa media hora o una hora de ansiedad y nervios, poco a poco irás viendo cómo fluye la cita y tú misma decidirás cuándo es momento de mostrarte tal y como eres. Esto es importantísimo porque la personalidad real sale tarde o temprano y es mejor que te conozca y se enamore (si eso pasa) de quien eres en realidad.

4. Habla de ti, pero no cuentes tu vida

Las citas son para conocerse, así que probablemente él te haga algunas preguntas, así como tú le harás otras, pero una cosa es eso, conocerse, y otra muy diferente es contarle TODA tu vida o, por el contrario, que parezca interrogatorio. Relájate, fluye, no tienes que llenar todos los silencios.

5. Muestra interés en él

De por sí a los hombres no les gusta contar cosas de su vida, y cuando es una primera cita, ¡menos! Lo que ocurre es que sienten que si dicen algo que no te guste, todo se habrá ido al caño. Puedes ayudarle un poco. Después de contar algo de ti, pregúntale ¿y tú? Esto le da pie a qué platicarte y además muestras interés en él.

6. No tomes de más

Una copita o dos está increíble, pero no más. Si terminas mareada o, de plano, borracha, olvídalo, muy probablemente no habrá segunda cita.

7. Si algo sale mal, ríete

Algo puede salir mal: que se te caiga la bebida, que te manches de comida la blusa, etc. Si pasa eso o él la riega en algo por el estilo, ríete, eso hará que el momento se destense y te hará ver como una mujer que toma los improvistos con buen humor. Eso suma puntos.

8. Sonríele mucho y míralo a los ojos

Regresando al punto uno, acuérdate que le gustas, así que aprovecha eso y míralo fijamente a los ojos constantemente, si a eso le agregas después una sonrisa coqueta, olvídalo, se va a derretir ante ti.

9. Recuérdalo: el que tiene que ganarte es él

A veces las mujeres nos esforzamos de sobremanera por tratar de agradarle a nuestra cita, y nos olvidamos que, a final de cuentas, el que nos tiene que ganar es él. ¡Y créetela! El que le tiene que echar ganitas, portarse como caballero, tratarte bien, etc, es él. Digo, una también pone de su parte, pero a veces nos gusta tanto el susodicho en cuestión que nos olvidamos de darnos a nosotras mismas nuestro lugar, y con eso ya perdimos.

10. Si no resulta, hasta luego

Tampoco es manda. Si ya pasó un tiempo considerable en la cita y de plano no sentiste química, aunque él se haya portado increíble, ni modo, te vas. Esto puede sonar muy mala onda, pero no lo es por dos sencillas razones: 1. No es bueno darle falsas esperanzas a alguien y 2. ¿Para qué le haces perder el tiempo y pierdes el tuyo en algo que no va a dar más? Mejor ser honesta desde el principio.

Comentarios

IR ARRIBA