Publicidad

Cómo hablar de dinero con los niños

Por: Sonia Sánchez Escuer

Fuente: Cortesía

Cómo hablar de dinero con los niños

Foto: Thinkstock/GettyImages

Enséñales a tus peques lecciones valiosas sobre el dinero y las finanzas personales

 

Síguenos también en Twitter.com/Esmas_Mujer

Las finanzas personales es un tema que debería estar en casa y en las aulas desde los primeros años de vida. El manejo del dinero es fundamental para una vida adulta sana y completa. Desafortunadamente este tema todavía no está en los planes de estudio oficiales, mientras que en casa no tenemos mucha idea de cómo hablar de dinero con los más pequeños.

A continuación, Sonia Sánchez-Escuer, experta en finanzas personales y creadora de blogylana.com, nos comparte a propósito del Día del niño, ocho consejos para empezar a hablar de finanzas en casa con los más pequeños:

Lección 1: el dinero no tiene moral. Enséñales a tus hijos que el dinero no es bueno, no es malo. Es una herramienta de INTERCAMBIO. Todos los niños merecen tener una relación con el dinero desarrollada por ellos mismos, no por nuestros juicios.

Lección 2: di no a la GRATIFICACIÓN INSTANTÁNEA. Una de las cosas más valiosas que puede aprender cualquier ser humano es a esperar. A que la vida no cumple lo que uno desea con solo chasquear los dedos. Quien no puede postergar el placer, aprende rápido el ?endéudese ahora y pague a ver cómo y cuándo?.

Lección 3: ahorrar debe ser lo primero siempre. El rico ahorra y luego gasta lo que le sobra. El pobre gasta y después ahorra lo que le sobra (¡y ya nunca sobra!).

Lección 4: el dinero implica responsabilidad. Si papá me da $10 a la semana y yo decido gastarlos todos en un día, es una decisión mía de la que tendré que asumir las consecuencias (tomar responsabilidad sin hacer berrinche): quedarme sin un peso los siguientes seis días. Si tú como papá le vuelves a dar dinero entre semana, estarás reforzando la mala decisión y la irresponsabilidad.

Lección 5: pero manejar el dinero también es divertido. Que sea un reto ahorrar para ese objeto del deseo. Haz que el niño disfrute el goce de lograr algo después de unas semanas de esfuerzo. Planear metas y conseguirlas es entretenido.

Lección 6: el dinero debe ser fruto de resolver problemas, no de lastimar a alguien. Si tu vendes limonada en tu cuadra, estás resolviendo un problema a quienes tienen sed. Si le robas sus monedas a alguien, lo estás lastimando. Eso sólo te trae problemas a TI. Las personas ganan dinero haciendo un trabajo porque a través de ese trabajo resuelven problemas y necesidades a las personas.

Lección 7: el que pide prestado se vuelve esclavo del que presta. Es una frase de la Biblia (Proverbios 22:7) que no pierde veracidad sea uno religioso o no.

Lección 8: la generosidad es la madre de la abundancia. Si aprendemos a ser generosos (no a que abusen de nosotros, claro) nuestra atención siempre estará en las oportunidades, no en el miedo.

Agradecemos a Sonia Sánchez Escuer, autora de Blog y lana, las facilidades otorgadas para la realización de este artículo. Más información en blogylana.com

Comentarios

IR ARRIBA