Publicidad

Si quieres que tu relación dure, aprende a ser un poco 'perra'

Por: Montserrat Arcos Romo

Fuente: Televisa.com

Si quieres que tu relación dure, aprende a ser un poco 'perra'

Foto: GETTY IMAGES

¿Qué es exactamente 'ser una bitch' y cómo esto ayuda a que tu relación de pareja dure más? Un experimento lo explica

Alto. Ya los vi corriendo hacia mí con antorchas y muchas ganas de lincharme, pero tranquilos, antes de hacerlo lean completo esto porque tengo un punto que tiene bases científicas.

Creo que a todas nos ha pasado. Ya saben, salir con alguien que ni nos gusta pero que se ha portado taaan lindo que tenemos romperle el corazón en mil pedazos si lo bateamos. Y cedemos. Salimos con él y hasta somos sus novias...algunas hasta al altar llegan. Y luego nos preguntamos que por qué los índices de divorcio están tan altos, ¡si empezamos con el pie izquierdo! De entrada, no podemos iniciar una relación basada en la lástima.

Un equipo de investigadores de la Universidad de Toronto están ofreciendo una nueva y radical idea del por qué hacemos elecciones románticas tan pobres: SOMOS DEMASIADO LINDAS.

¿QUIERES QUE TU RELACIÓN DURE? APRENDE A SER UN POCO BITCH (PERRA, PUES)

De acuerdo con Wray Herbert, experto en periodismo científico y colaborador en Huffington Post, la naturaleza de los seres humanos es no infringir dolor en otras personas. En otras palabras, creemos que somos muy especiales a la hora de elegir pareja, pero en realidad nos cuesta trabajo rechazar a un chico que, aunque no nos gusta, muestra interés y trabaja duro por ganarse nuestro corazón.

Esto lo supieron tras hacer un experimento en el que juntaron a hombres y mujeres que estaban buscando una cita. Los investigadores les dieron a los voluntarios una foto de una mujer u hombre (dependiendo lo que estaban buscando) que no era atractivo, pero les dijeron que esta cita hipotética estaba en el cuarto contiguo y estaría dispuesta a salir con ellos justo en ese momento. La mayoría aceptó, no por entusiasmo sino porque no querían hacer sentir mal a la otra persona.

El problema es que, cuando elegimos por compasión más que por iniciativa propia, las relaciones tarde o temprano se quiebran, por lo que estos investigadores aseguran que habría considerablemente menos divorcios si las personas fuéramos más sinceras a la hora de elegir pareja. Ser más bitch no necesariamente es hacer sentir mal al otro o herir sus sentimientos por gusto, pero si nosotras mismas no luchamos por nuestra felicidad, nadie más lo hará.

¿Qué opinas: crees que es importante ser más exigentes con nosotras mismas a la hora de elegir novio?

Comentarios

IR ARRIBA